Argentina: acuerdo paritario, vacunación a docentes y llamado del Presidente Fernández para priorizar la educación

Argentina 03 de Marzo, 2021
Reunión de CTERA con el Presidente Fernández Reunión de CTERA con el Presidente Fernández

Acuerdo de la Paritaria Nacional Docente y mensaje presidencial por la igualdad educativa 

La Confederación de Trabajadores de la Educación de la República Argentina (CTERA), afiliada a la Internacional de la Educación América Latina (IEAL), celebró el acuerdo alcanzado en la Paritaria Nacional Docente el pasado 26 de febrero, el cual estableció un aumento salarial de 34,55%. El acuerdo permitirá que el piso salarial docente pase de 31.000 pesos en marzo a 37.000 pesos en septiembre. Además se estableció un cronograma de vacunación a las y los docentes de todo el país y se destinó financiamiento específico para resolver el conflicto en la provincia de Chubut. 

Paritaria Nacional Docente 

El 18 de febrero el Presidente argentino Alberto Fernández recibió a Sonia Alesso, Secretaria General de CTERA, Roberto Baradel, Secretario General Adjunto de CTERA y a Hugo Yasky, Secretario General de la CTA y Presidente de la IEAL. En este encuentro se planteó la importancia de atender varios temas referidos al inicio del ciclo lectivo 2021: la vacunación a las y los docentes y la resolución del conflicto en Chubut, los cuales recibieron una respuesta apropiada. 

“Del desfinanciamiento, destrato, ataques, insultos, espionajes, amedrentamientos, desprestigio de las organizaciones sindicales docentes por parte del macrismo se pasó al diálogo, a propuestas para solucionar conflictos, a tener las puertas abiertas para los representantes de las y los trabajadores de la educación”, señala un texto de Sonia Alesso en el que destaca la importancia que le da el gobierno de Alberto Fernández la Educación Pública y al Derecho Social a la Educación. 

Una vez alcanzado el acuerdo de la paritaria nacional el Presidente Fernández recibió en la residencia de Olivos a representantes de sindicatos docentes junto a los Ministros de Educación y de Trabajo, Nicolas Trotta y Claudio Moroni. “El diálogo y el consenso en el marco de la paritaria nos permiten sellar hoy un acuerdo que garantice que todas nuestras niñas y niños estén en las aulas, atendiendo no sólo a la negociación salarial sino a los aspectos de seguridad en el marco de la pandemia y los desafíos pedagógicos que debemos afrontar”, expresó Trotta. 

Vacunación docente 

El 23 de febrero el gobierno argentino anunció la decisión de iniciar la vacunación a las trabajadoras y trabajadores de la educación en todo el país. El anuncio fue celebrado por CTERA: “es un paso importante en el cuidado de la salud de las y los docentes ante el inicio del ciclo lectivo”, señaló un comunicado firmado por su Secretaria General. 

La decisión de incluir a docentes y personal de apoyo educativo entre los grupos prioritarios del Plan Estratégico de Vacunación fue celebrada por el Secretario General de la Internacional de la Educación David Edwars. El Presidente Fernández agradeció el mensaje de Edwards: “Para nosotros cuidar a los maestros es también cuidar a nuestros niños y niñas. Y cuidar la educación de nuestros niños y niñas es lo mismo que sembrar futuro”, expresó. 

Al 2 de marzo medios de prensa informan que en la provincia de Buenos Aires 45 mil docentes y auxiliares que forman parte de los grupos prioritarios ya recibieron la primera dosis de inmunización contra el COVID-19 y hay 289.798 trabajadores de la educación inscritos para recibir la inoculación. 

Acuerdo Federal por la Igualdad Educativa 

El Presidente Fernández reiteró su compromiso con la Educación Pública en el discurso de inauguración del 139º periodo de sesiones ordinarias en el Congreso argentino. En su mensaje convocó a “un gran Acuerdo Federal por la Igualdad Educativa”. “Sin salud no hay presente y sin educación no hay futuro”, afirmó. 

A continuación la sección sobre educación del discurso del Presidente argentino. 

“Todo lo anterior será posible si y solo si ponemos a la educación como una gran prioridad de la Argentina Unida. 

Recibimos un país que, en cuatro años, había desinvertido de manera sistemática en la educación, con una caída de más del 30 % del presupuesto educativo nacional. A finales de 2015, alcanzamos el 6,1 % del PIB en inversión educativa de la Nación y de las 24 jurisdicciones. Al concluir 2019, dicha inversión descendió a 4,9 %. 

Con semejantes políticas, perdieron las familias argentinas, perdieron nuestras niñas y nuestros niños, perdieron nuestros docentes. Perdimos todos y todas. Porque es el diálogo y los grandes acuerdos nacionales los que permiten hacer de la educación una política de Estado y no solo una acción de gobierno. 

Restituimos la Paritaria Nacional Docente para avanzar en la recuperación del salario. 

Se había abandonado la política de modernización digital de nuestras escuelas. Una acción que había logrado el reconocimiento internacional con la entrega de más de 5 millones de computadoras. 

Sabemos que este año nos esperan grandes desafíos. Y estamos preparados para enfrentarlos. 

Sin salud no hay presente y sin educación no hay futuro. Garantizar el futuro de justicia social, de oportunidades, bienestar y dignidad que nuestro pueblo merece, requiere de fuertes decisiones en la educación. 

Quiero convocarlas y convocarlos a la construcción de un gran Acuerdo Federal por la Igualdad Educativa. Para mejorar nuestro futuro es condición sine qua non mejorar nuestra educación. 

Iniciamos este año con uno de los más significativos incrementos presupuestarios de la educación argentina en estos casi 40 años de vida democrática. Mi objetivo es recomponer al final de mi período presidencial el cumplimiento de la meta de la Ley de Financiamiento Educativo. 

Este presupuesto educativo tiene un incremento del 672 % en infraestructura y equipamiento; del 571 % en el Plan de inclusión digital; del 230 % en formación y capacitación docente; del 130 % en Educación Técnica; de más del 173 % en las Becas ProgresAR, con las que ampliaremos más del 50 % el número de estudiantes beneficiados. 

Ampliaremos exponencialmente la inversión y la distribución de netbooks llegando a más de 500 mil computadoras. Del mismo modo, desarrollaremos un ambicioso programa de formación docente que permitirá ampliar las oportunidades de actualización y, especialmente, mejorar las competencias digitales de nuestras y nuestros docentes. 

Avanzaremos, además, en la creación de una nueva Ley de Financiamiento Educativo, recuperando la importante experiencia de la Ley creada durante el gobierno de mi siempre recordado Néstor Kirchner. 

Retomaremos la convocatoria a debatir una nueva Ley de Educación Superior. 

En estos días ha recomenzado o recomienza el ciclo escolar en todo el país. Abren nuestras escuelas. Vuelven las clases presenciales que hacían tanta falta. Más un 1 millón 400 mil docentes se reencuentran con más de 14 millones de alumnas y alumnos en los casi 60 mil establecimientos educativos de todo el país. Sepan que yo estaré con cada una y con cada uno de ustedes, trabajando por la Argentina que soñamos. Una Argentina que hace de la educación la plataforma de su futuro de justicia e igualdad.” 

Argentina CTERA derecho a la educación educación pública covid-19 pandemia